Izquierda Unida y Podemos denuncian el cierre de las bibliotecas municipales de La Granja y el Saladillo por falta de personal

Las formaciones de izquierdas aseveran que la biblioteca Pérez Petinto lleva cerrada más de 4 meses y la Esteban Valdivia y Cabrera dos meses sin abrir 

Podemos e Izquierda Unida han denunciado el largo periodo que llevan cerradas dos bibliotecas municipales en la ciudad, Pérez Petinto en la barriada de La Granja y Esteban Valdivia y Cabrera en el Saladillo, por más de 4 y 2 meses respectivamente. 

Los motivos por los cuales ambos centros culturales están cerrados es debido a la falta de personal, ya que en la actualidad, tan solo hay siete trabajadores para todas las bibliotecas de la ciudad, a todas luces, un número totalmente insuficiente para cubrir un servicio de este tipo. Además, dicha insuficiencia de personal, se ve agravada por la baja de tres de sus trabajadores, lo cual, agudiza aún más el estado precario que se está prestando a la ciudadanía, lo que viene provocando malestar tanto en los usuarios como en los propios trabajadores. 

Ambas organizaciones consideran un gran error medidas de este tipo que además de provocar una merma en el servicio y a los ciudadanos, deja en evidencia cual es la apuesta del PP por la cultura en la ciudad, ya que cuando un equipo de gobierno decide cerrar dos bibliotecas  es un claro signo de que su apuesta por la cultura es nula. 

Por otro lado, otro aspecto que viene preocupando a las dos formaciones de izquierdas es la reclamación que han hecho los trabajadores para una mejor organización en sus turnos de trabajo, ya que aunque en la teoría deberían de hacer turnos semanales de mañana y tarde, en la práctica, hacen dos semanas consecutivas de un mismo turno, lo que viene repercutiendo en sus vidas privada a la hora de organizarse en los días de permiso reglamentarios. 

Por último, desde Izquierda Unida y Podemos se ha instado al alcalde de la ciudad a que tome las medidas oportunas para la reapertura de ambos centros,  aumentando la plantilla en toda la red de bibliotecas municipales y por otro lado, restituyendo a los trabajadores mientras se encuentran en situación de baja médica.